Recientemente, en la página Web de Andalucía Investiga, se han publicado los resultados que evidencian las ventajas cognitivas del bilingüismo frente al monolingüismo, puesto que mejora la capacidad de atención y concentración, así como la capacidad de memoria y de toma de decisiones en situaciones de selección. Estas serían las principales conclusiones derivadas del estudio experimental realizado en el marco del proyecto de investigación Procesos de Atención y Mejoría en la Selección de Idiomas en Bilingües y Traductores, coordinado por los profesores de la Universidad de Granada, Teresa Bajo Molina y Pedro Macizo Soria.

Para desarrollar este estudio, el equipo de investigación ha contado con la participación de diferentes grupos de personas bilingües en español e ingles, -entendiendo bilingüismo como un alto conocimiento de los dos idiomas y un uso frecuente de ambos-. Los participantes debían completar diferentes tareas experimentales en las cuales entraban en competición ambos idiomas, como tareas de denominación de palabras cornadas, homógrafas, tareas de lectura o de traducción. Como indicador de los procesos de atención y de memoria se cuantificaban diferentes respuestas, como el tiempo de reacción o la actividad eléctrica cerebral. 

Según indica la profesora Bajo en la Web de Andalucía Investiga, la conclusión más relevante de este estudio es que "Tras todas estas pruebas, hemos demostrado que el cerebro puede responder de forma diferente con entrenamiento", es decir, aprender otro idioma podría considerarse entrenamiento, lo cual, supone mejoras en la capacidad de concentración y en la toma de decisión, a pesar de que estas tareas se realicen de un modo algo más lento frente a las personas que sólo dominan un idioma.

Estos resultados, son coherentes con las investigaciones desarrolladas en otros países, como un estudio realizado en Canadá que, incluso, muestra como el uso de otro idioma podría ser un factor de protección para el deterioro asociado a la edad. El grupo de investigación de Teresa Bajo y Pedro Macizo se propone ahora nuevos objetivos de trabajo: conocer las diferencias relacionadas con los distintos grados de bilingüismo o estudiar el desarrollo cognitivo de niños que estudian en colegios bilingües.

Fuente:
Andalucía Investiga
.

Artículos Relacionados
MODELOS PARA LA ELABORACIÓN DE PROGRAMAS DE APRENDIZAJE EN IDIOMAS