El pasado miércoles 5 de abril, la Comisión de Salud del Parlamento de Navarra aprobó por unanimidad una moción por la que se insta al Gobierno de Navarra a implementar la atención psicológica en Atención Primaria.

Tal y como ya informó Infocop Online en su momento, la iniciativa fue presentada en octubre de 2016 por el Grupo Parlamentario Socialista de Navarra, a instancia de su Portavoz, María Chivite Navascués.

En su exposición de motivos, el PSN-PSOE citaba un fragmento del Libro Blanco de los Recursos Humanos en el Sistema Sanitario, en el que se recomienda potenciar el papel del psicólogo en Atención Primaria, así como en otras áreas como cuidados paliativos, oncología o neurología, debido, principalmente, a “la alta prevalencia de las enfermedades mentales en nuestro país y la saturación que producen en Atención Primaria, junto con los análisis de eficiencia de los tratamientos psicológicos y las experiencias evaluadas en otros países”.

En esta línea, exponía una serie de datos, entre ellos, el elevado porcentaje de consultas en Atención Primaria relacionadas con algún problema psicológico, que, según cifras manejadas por diversas organizaciones de profesionales sanitarios, oscilarían entre el 30% y el 60%, y de las que, el 80-90% corresponderían a sintomatología ansiosa o depresiva.

A pesar de estos datos tan reveladores, el Grupo Socialista Navarro lamentaba que, en la mayoría de ocasiones, el tratamiento -principalmente farmacológico-, viene de la mano del propio médico de Familia, sin que necesariamente cuente con formación específica para ello. Una intervención que, a largo plazo, “aumenta las probabilidades de cronificación y saturación de los Centros de Salud mental al ocasionar finalmente la derivación”. A este respecto, el texto de la moción recordaba los problemas derivados del elevado consumo de psicofármacos (cuyas cifras de gasto en nuestro país se sitúan muy por encima de la media europea), y aludía a las bondades de las intervenciones de carácter psicológico a largo plazo en términos de coste-eficacia, puestas de relieve por importantes organismos -como el NICE (National lnstitute for Health and Clínical Excelence- Instituto Nacional para la Salud y la Excelencia Clínica del Reino Unido), la Organización Mundial de Salud (OMS) o la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), que las recomiendan como tratamiento de primera elección-, y evidenciadas por la experiencia de otros países como Noruega y Reino Unido, con importantes beneficios que redundan en la calidad, la satisfacción y la economía sanitaria.

La moción se hacía eco también de la imposibilidad de que pacientes y médicos puedan elegir el tipo de tratamiento al que quieren ser derivados en el Centro de Salud Mental: “el médico de Atención Primaria no tiene acceso a la agenda de los Psicólogos Clínicos y no puede citar a los pacientes directamente con estos profesionales, lo que aleja la intervención psicológica de la Atención Primaria”.

Por todo lo anterior, el PSN-PSOE presentaba su propuesta de Resolución, por la que se instaba al Gobierno de Navarra a habilitar el acceso a los médicos de Atención Primaria a la agenda de los Psicólogos Clínicos de los Centros de Salud Mental, para posibilitar la citación de pacientes con estos profesionales; asimismo, solicitaba al Ejecutivo Navarro la implementación progresiva de la intervención psicológica en Atención Primaria, dotando de los recursos necesarios para la prestación del servicio dentro de un modelo de atención integral e integrada de los distintos servicios.

Durante el debate, María Chivite resaltó la sencillez de materializar ambos puntos: el primero, abriendo “las agendas de los psicólogos clínicos con protocolos y derivaciones”, y el segundo, sin la presión de un plazo impuesto, de un modo progresivo, evaluando y “adaptando los modelos a nuestra propia realidad, tal y como se ha visto en la experiencia en otros países”.

En relación con lo anterior, la Portavoz del Grupo Socialista quiso hacer un breve referencia al número de Plazas PIR, subrayando la escasez de psicólogos clínicos y la importancia de debatir este tema en el Congreso de los Diputados.

A lo largo de la sesión, los diferentes Grupos Parlamentarios mostraron su acuerdo con la Moción debatida, coincidiendo en los importantes beneficios de habilitar a los médicos de Atención Primaria para acceder a los datos clínicos, definiendo este acceso de un modo adecuado en la cartera de servicios de Atención Primaria. Asimismo, señalaron el papel fundamental de los Psicólogos clínicos dentro de este primer nivel asistencial, así como la trascendencia de incorporar a estos profesionales de forma progresiva, tendiendo así hacia una atención más “desmedicalizada y más despsiquiatrizada”, en aras de la mejora de la calidad de la atención de todos los ciudadanos, incrementando así su satisfacción y mermando los actuales costes sanitarios.

Fundamentando esta afirmación, citaron los buenos resultados obtenidos en esta línea, tanto a nivel internacional como a nivel nacional, de la mano del proyecto PsicAP, cuyas conclusiones preliminares validan claramente la intervención psicológica para la atención de alteraciones emocionales en Atención Primaria y su eficacia frente al tratamiento habitual (farmacológico).

Por su parte, María Chivite celebró la aquiescencia mostrada por todos los Grupos Parlamentarios, dado que, en su opinión “la unanimidad de apoyo en una iniciativa puede garantizar la aplicación de la misma”.

Fuente: Parlamento de Navarra

Artículos Relacionados
El COP Navarra aborda con el PSN-PSOE la presencia de psicólogos en Atención Primaria
Presentada una moción en el Parlamento de Navarra que pide implementar la atención psicológica en AP
Los pacientes que reciben intervención psicológica en Atención Primaria se recuperan de sus síntomas cuatro veces más que los que reciben el tratamiento habitual
Presentación de los resultados preliminares del Ensayo Clínico PsicAP
El Congreso admite a trámite la PNL relativa a la realización de un estudio basado en el PsicAP e incremento de las plazas PIR
PSOE reclama un estudio de evaluación de efectividad basado en el PSICAP y aumento de las plazas PIR
Navarra implantará el proyecto de investigación PsicAP