La educación integral en sexualidad debe incorporarse en los sistemas educativos en todas las áreas del conocimiento para prevenir y detectar situaciones de violencia y abuso y fortalecer la autonomía y pensamiento crítico de los niños y jóvenes. Por este motivo, la UNESCO, junto con UNFPA y el Ministerio de Educación de Ecuador, han publicado las Fichas pedagógicas de Oportunidades Curriculares para Educación Integral en Sexualidad.

 

 

Tal y como se señala en la publicación, “la educación integral en sexualidad es un proceso de enseñanza y aprendizaje basado en un currículo, sobre los aspectos cognitivos, emocionales, físicos y sociales de la sexualidad. Aspira a proveer a la niñez y a las personas jóvenes con los conocimientos, habilidades, actitudes y valores que los empoderen para hacer de su salud, bienestar y dignidad una realidad; desarrollar relaciones sociales y sexuales respetuosas; considerar cómo sus elecciones pueden afectar su propio bienestar y el de otras personas; y comprender y asegurar la protección de sus derechos a lo largo de sus vidas”.

La publicación se compone de un apartado introductorio en el que se aborda el concepto de sexualidad, los enfoques en educación sexual, la educación integral en sexualidad, los problemas de los embarazos prematuros, la violencia de género y el papel de la comunidad educativa en este ámbito. Posteriormente, la guía incluye una serie de fichas didácticas para incorporar la educación en sexualidad en las diferentes asignaturas (matemáticas, estudios sociales, ciencias naturales, lengua y literatura, historia, biología…) para los alumnos de Educación Secundaria y Bachillerato.

Se puede acceder a la guía en el siguiente enlace:

Fichas pedagógicas de Oportunidades Curriculares para Educación Integral en Sexualidad

Artículos Relacionados
Competencias para adolescentes con una sexualidad saludable
Propuesta de actividades de aprendizaje sobre educación sexual en jóvenes entre 10 y 14 años