La soledad no deseada: un problema invisible y cada vez más importante
Un 10,9% de las personas han sentido soledad no deseada de manera frecuente o muy frecuente en el último año; casi 1 de cada 10 personas no tiene a nadie que la ayude.

Estas son algunas de las conclusiones de un estudio publicado por el Observatorio Estatal de la Soledad no Deseada (SoledadES) de la Fundación ONCE, a través del cual se pretende conocer la opinión de la ciudadanía sobre este problema social que afecta cada vez a más personas en Europa y en España y que supone una fuente de sufrimiento, limita el derecho de participación en la sociedad y tiene consecuencias negativas en múltiples aspectos de la vida, generando costes sociales.

Para tal fin, se ha contado con datos procedentes de una encuesta realizada a 411 personas de entre 16 y 74 años, a quienes se les ha preguntado sus percepciones sobre la soledad no deseada, en relación, entre otros, con cómo se define y a qué se asocia, la incidencia, la notoriedad como asunto social relevante, o qué actores se identifican como responsables a la hora de combatirla.

Foto: cameron readius Fuente: pexels Fecha descarga: 05/07/2021

A continuación, recogemos algunas de las principales conclusiones del estudio:

  • La mayoría de los encuestados/as identifica tener soledad no deseada como carecer de familia cercana, afirmando sentir compasión y decepción ante el hecho de que en nuestra sociedad hay personas que se sienten solas sin desearlo. El remordimiento es mayor entre los y las más jóvenes.

  • Los principales motivos por los que se piensa que hay personas en situación de soledad son “no tener redes familiares” y “ser mayor”.

  • Un 10,9% de las personas han sentido soledad no deseada de manera frecuente o muy frecuente en el último año; y un 8% en el último mes. Este sentimiento es mayor entre las mujeres y las personas jóvenes.

  • Casi 1 de cada 10 personas no tiene a nadie que la ayude. Este porcentaje es mayor en los jóvenes y en los hombres.

  • 7 de cada 10 personas conocen a alguien en su entorno que pueda sufrir soledad no deseada, principalmente, familiares , amigos y conocidos.

  • Los/as encuestados opinan que las personas mayores son quienes más sufren soledad no deseada. A su juicio, los dos grupos más afectados por esta situación son las personas sin hogar y las personas con discapacidad, siendo los primeros quienes más la sufren.

  • Para la inmensa mayoría (92,9%) de las personas piensan que la soledad no deseada es un problema social de primer orden

  • La gran mayoría de los/as encuestados/as considera también la soledad no deseada como un problema invisible y cada vez más importante, al que todas las personas deben hacer frente. Se demanda una mayor atención de la política y de los medios de comunicación a esta problemática.

  • Las personas mayores dan más importancia al problema de la soledad no deseada que las personas jóvenes y son quienes ponen más el foco en las política.

  • Más de un 72% de los encuestados y las encuestadas piensa que luchar contra la soledad no deseada debe ser una cuestión prioritaria para las Administraciones públicas.

  • 1 de cada 3 personas afirma que lleva a cabo acciones que ayudan a combatir este grave problema y a 2 de cada 3 les gustaría realizar acciones para hacer frente a la soledad de personas en su entorno.

Se puede acceder al informe completo desde la página Web de SoledadES o bien directamente aquí:

Informe sobre la percepción de la soledad no deseada

Artículos Relacionados
Guía para detectar la soledad durante el envejecimiento
Reunión con Madrid Salud para abordar la Prevención del Suicidio y la Soledad no deseada en la ciudad de Madrid
La soledad no deseada afecta a la calidad de vida y al bienestar psicológico de las personas mayores
La soledad no deseada: un mal de nuestro tiempo al que tenemos que responder