Sagrario Yárnoz Yaben 
Universidad del País Vasco

El apego es un aspecto de las relaciones interpersonales anclado en la biología y la etología, enfocado a la supervivencia, y observable en la estrecha relación formada entre una madre y su cría. Un sistema de control, que se adapta a la consecución de fines determinados por las necesidades del momento. Una relación especial con alguien importante e irreemplazable, cuya pérdida es vista como una amenaza para la seguridad.

Apego en niños y en adultos

Desde sus primeros trabajos, Bowlby sostuvo que el apego se mantenía de la cuna a la tumba. A pesar de que durante mucho tiempo fue considerada como una teoría que permitía comprender la dinámica infantil, hace décadas que la teoría del apego se ha aplicado con éxito para explicar también la dinámica adulta. Aunque existen diferencias importantes entre el apego de los niños a su cuidador y el apego entre adultos, la capacidad de utilizar a la figura de apego como base de seguridad se mantiene a lo largo de toda la vida. Entre adultos, la figura de apego es una persona con quien podemos contar, y que puede contar con nosotros. Alguien a quien nos sentimos cercanos, próximos, en sintonía.

El divorcio como proceso de duelo y pérdida

El estudio del proceso de divorcio desde el punto de vista de esta teoría resulta fascinante, porque en él puede apreciarse la confluencia de varios temas centrales de la teoría del Apego: la importancia del apego a lo largo de todo el ciclo vital de la persona, y no sólo durante su infancia; el estilo de relación como consecuencia de las primeras interacciones infantiles; la regulación emocional en función del tipo de vinculación; la relación entre empatía y apego; el complicado interjuego entre la búsqueda de venganza y el perdón; y, lo más evidente, el paralelismo existente entre el duelo del divorcio y las reacciones a la pérdida de la figura de apego en la infancia.

En la infancia, cuando el niño percibe dificultades de acceso hacia su figura de apego, el miedo toma el control sobre otras actividades y activa el sistema de apego, desplegando conductas que normalmente sirven para restablecer el acceso a ella. La ira, por su parte, es una respuesta a la percepción de las figuras de apego como continuamente inaccesibles. Su papel es motivar al niño para superar los obstáculos que le impiden reunirse con su figura de apego, y comunicar a ésta su reproche, de forma que aumente su accesibilidad. La tristeza finalmente, tiene lugar cuando el niño acepta la pérdida de una figura de apego, porque los esfuerzos que pueda realizar para reestablecer contacto no tendrán éxito.

Weiss encontró similitudes llamativas entre los adultos en proceso de divorcio y los niños separados de sus padres. Observó que la separación provoca una serie de emociones mezcladas, confusas y conflictivas en ambos esposos, que incluyen ira, rechazo, pena y ansiedad o pánico. Estas reacciones afectivas, respuesta a la inaccesibilidad de la antigua figura de apego, intolerable para el sujeto, juegan un importante papel en la dinámica de duelo/pérdida/separación.

En los niños separados de sus figuras de apego, estas emociones, corresponden a la fase inicial de protesta. La tristeza y una gran sensación de soledad corresponden a la fase de desesperación, en la cual el mundo se percibe como vacío, desolado, muerto. Parece evidente que las personas divorciadas son un colectivo especialmente proclive al sentimiento de soledad, como hemos podido confirmar en trabajos realizados por nuestro grupo.

La Teoría del Apego en programas de intervención en divorcio

En algunos lugares, como Estados Unidos, se han puesto en práctica programas de intervención de apoyo a las personas implicadas en un proceso de divorcio desde hace al menos tres décadas. Existe una amplia variedad de programas de intervención con personas divorciadas o en proceso de divorcio, algunos de ellos voluntarios, otros ordenados por la corte. Estos programas incluyen counseling e intervención individual, terapias de pareja, grupos de apoyo tras el divorcio, talleres sobre diversos aspectos prácticos del divorcio (por ejemplo, programas para mejorar la comunicación entre la ex pareja), etc.

En nuestro entorno cultural, la intervención con progenitores divorciados o separados es todavía muy escasa. Creemos que la Teoría del Apego ofrece interesantes posibilidades terapéuticas en este ámbito. Nosotros realizamos una intervención grupal, basada en la Teoría del Apego, con el objetivo de facilitar la experiencia de seguridad necesaria para explorar y elaborar los sentimientos negativos –enfado, miedo, soledad- y el dolor relacionado con la pérdida que supone el divorcio. Utilizamos como instrumento terapéutico las narrativas producidas por los participantes. El diseño y los instrumentos de evaluación utilizados se explican detalladamente en publicaciones del grupo. Nuestra expectativa era que, como consecuencia de la intervención, el divorcio y sus consecuencias fueran mejor entendidos, asimilados y elaborados, cambiaría el estilo de relacionarse con los demás hacia parámetros más positivos, mejorando el bienestar subjetivo de los participantes, disminuyendo la sensación de soledad en sus tres facetas -social, familiar y romántica- y finalmente, aumentara el nivel de perdón hacia la ex pareja. La evaluación post-intervención mostró que los participantes mejoraron en todas las áreas de su dinámica interpersonal objeto de la intervención menos en una (la relación con la ex pareja), esas mejoras afectaron de manera positiva a los hijos, y lo más importante, se mantuvieron y consolidaron un año después de finalizada la intervención.

Los capítulos originales pueden consultarse en el libro:
Yárnoz, S. (Ed., 2008). La Teoría del Apego en la Clínica, I. Evaluación y Clínica. Madrid: Psimática.

Sobre la autora:

 

Sagrario Yárnoz Yaben es Profesora Titular de la Universidad del País Vasco - Euskal Herriko Unibertsitatea. Presidenta de la Internacional Attachment Network-Iberoamericana y directora del grupo de investigación sobre las relaciones personales "Harremanak". Es autora de diversas publicaciones en torno a la temática del apego, la adaptación al divorcio, las relaciones entre los excónyuges y el papel del padre.

Artículos Relacionados
CUESTIONARIO DE APEGO ADULTO: EVALUACIÓN EN LA POBLACIÓN ESPAÑOLA
APEGO SEGURO, VÍNCULOS PARENTALES, CLIMA FAMILIAR E INTELIGENCIA EMOCIONAL: SOCIALIZACIÓN, REGULACIÓN Y BIENESTAR
MENORES: VÍCTIMAS FRECUENTES DE LA SEPARACIÓN DE SUS PADRES
PUNTOS DE ENCUENTRO FAMILIAR: EL BIENESTAR DEL NIÑO ANTE LAS RUPTURAS DE PAREJA
CADA 3,8 MINUTOS SE ROMPE UNA PAREJA: EL PAPEL DEL PSICÓLOGO
HIJOS MANIPULADOS TRAS LA SEPARACIÓN. CÓMO DETECTAR Y TRATAR LA ALIENACIÓN PARENTAL
PAREJAS EN CONFLICTOS
RELACIONES DE PODER DENTRO DE LA PAREJA. UN ANÁLISIS PSICOSOCIAL
UN ACERCAMIENTO A LA TERAPIA INTEGRAL CONDUCTUAL DE PAREJA
EL CONCEPTO DE AMOR EN ESPAÑA