El pasado martes 17 de mayo, tal y como se informó en Infocop, por primera vez psicólogos, pedagogos y psicopedagogos se unieron para firmar un acuerdo -el Manifiesto en Defensa de la Profesionalidad de la Orientación Educativa-, que suscribieron el Consejo General de Colegios Oficiales de Psicólogos (COP), la Confederación de Organizaciones de Psicopedagogía y Orientación de España (COPOE) y la Asociación de Psicólogos Educativos.


Un momento de la rueda de prensa

El objetivo de este Manifiesto es el de reclamar al Ministerio de Educación, las Administraciones y la sociedad en general que se tomen las medidas necesarias para que los centros escolares dispongan, en sus servicios de apoyo educativo, de profesionales adecuadamente cualificados –psicólogos educativos, pedagogos y psicopedagogos- para ofrecer una atención de calidad a la comunidad educativa (alumnos, profesores y familias), que, en ningún caso, supondría la supresión de la especialidad de Orientación Educativa, sino la regularización del acceso a la misma. Para ello, se solicita que se creen dos Másteres oficiales, uno para el psicólogo educativo y otro para pedagogos y psicopedagogos. De esta manera, se promoverían actuaciones específicas y más eficaces para afrontar los retos actuales del contexto educativo: el fracaso y el abandono escolar, los problemas de convivencia y los trastornos del comportamiento, entre otros.

Tras la firma del Acuerdo, representantes de estas tres entidades -Fernando Chacón Fuertes (vicepresidente del COP), Juan Antonio Planas Domingo (presidente de COPOE) y María Pérez Solís y Juan Fernández Sánchez (integrantes de la Asociación de Psicólogos Educativos) ofrecieron una rueda de prensa. En la misma, todos los participantes mostraron su enorme satisfacción por el consenso alcanzado y coincidieron en un mismo mensaje: este Manifiesto constituye el punto de partida para que los diferentes profesionales implicados remen en la misma dirección. Todo ello con la finalidad, como se ha indicado más arriba, de ofrecer una atención de calidad a la comunidad educativa, dando una respuesta eficaz a los principales problemas que presenta nuestro sistema educativo.

De esta manera, como ya se ha indicado, éste no es más que le punto de partida para futuras acciones en común, lo que, en definitiva, permitirá comenzar a trabajar en el siguiente objetivo que, según Fernando Chacón, no es otro que el de "trasladar a los políticos, a la Administración y a la sociedad en general" esta necesidad. De hecho, ya se están planteando nuevas reuniones y acciones para los próximos meses de las que Infocop irá informando puntualmente.

Para ver el Manifiesto en Defensa de la Profesionalidad de la Orientación Educativa, pincha aquí.