El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI), una plataforma asociativa unitaria de representación, acción y defensa de las mujeres y hombres con discapacidad y sus familias en España, ha elaborado la Guía para prevenir el acoso escolar por razón de discapacidad.

Tal y como advierten los autores de la guía, los niños con discapacidad son especialmente vulnerables a sufrir este tipo de acoso, por lo que “hay que tomar conciencia de ello y proporcionar herramientas para combatirlo con eficacia”.

La guía está dirigida a profesores y a responsables de los centros educativos. En ella se describen los tipos y causas de acoso escolar contra el alumnado con discapacidad, así como se abordan aspectos como la educación inclusiva, las herramientas frente al acoso escolar que se pueden poner en marcha, tanto a nivel práctico como a nivel legal y el marco normativo que regula los derechos de los niños con discapacidad.

Entre otras cuestiones, los autores de la guía señalan la importancia de que la educación contemple aumentar la motivación y la autoestima de los alumnos, ayudándoles a reforzar su capacidad de resiliencia, dentro un marco de educación inclusiva. Resulta necesario, además, que el profesorado mejore su formación en estrategias de prevención del acoso escolar y en la detección de las necesidades emocionales de los alumnos.

Siguiendo las recomendaciones elaboradas por la UNESCO, estas son las medidas que se deben poner en marcha para prevenir el abuso y la violencia contra los niños con discapacidad:

  • Formar y educar a los progenitores y otras personas que cuidan o atienden al niño o niña para que comprendan los riesgos y detecten las señales de abuso de que pueda estar siendo objeto.
  • Asegurar que los progenitores se muestren vigilantes al elegir a las personas encargadas de los cuidados y las instalaciones para sus niños y niñas y mejorar su capacidad para detectar el abuso.
  • Proporcionar y alentar la creación de grupos de apoyo a los progenitores, los hermanos y hermanas, y otras personas que se ocupan del niño o niña para ayudarles a atender a sus necesidades.
  • Asegurar que los niños y niñas y los que les prestan cuidados sepan que tienen derecho a ser tratados con dignidad y respeto, y que les asiste la potestad de quejarse a las autoridades competentes si hay infracciones de esos derechos.
  • Asegurarse de que las escuelas adoptan todas las medidas para luchar contra el hostigamiento en la escuela y prestan especial atención a los niños y niñas con discapacidad ofreciéndoles la protección necesaria, al mantener al mismo tiempo su inclusión en el sistema educativo general.
  • Asegurar que las instituciones que ofrecen cuidados a los niños y niñas con discapacidad están dotadas de personal especialmente capacitado, que se atiene a las normas apropiadas, está supervisado y evaluado periódicamente y tiene mecanismos de queja accesibles y receptivos.
  • Establecer un mecanismo accesible de queja favorable a los niños y niñas y un sistema operativo de supervisión basado en los Principios de París.
  • Adoptar todas las medidas legislativas necesarias para castigar y alejar a las personas autoras de los delitos y faltas en el hogar, garantizando que no se priva al niño y niña de su familia y que continúa viviendo en un entorno seguro y saludable.
  • Garantizar el tratamiento y la reintegración de las víctimas del abuso y de la violencia, centrándose especialmente en los programas generales de recuperación.

Las personas interesadas pueden acceder al recurso a través del siguiente enlace:

CERMI

Artículos Relacionados
Cómo dirigirse adecuadamente a las personas con discapacidad, nueva guía
Pautas para la comunicación y apoyo a personas con discapacidad, nueva guía
El COPLP propone a Educación del Gobierno autonómico la exención de cursar el Máster de Formación del Profesorado en Psicología Educativa
Estrés y estrategias de afrontamiento en personas con discapacidad intelectual
El Congreso aprueba valorar la discapacidad de personas con enfermedades neurodegenerativas
Los jóvenes con discapacidad deberían tener igualdad de oportunidades en todos los contextos, según un estudio
Discapacidad intelectual y problemas de conducta. Guía práctica de intervención
Personas con discapacidad intelectual que envejecen: evaluación de necesidades percibidas