Una de cada 10 mujeres sufre problemas de depresión durante el embarazo o los meses posteriores al parto. Así lo establece una reciente revisión sistemática publicada en la revista Journal of Affective Disorders.

Tal y como señalan los autores, a pesar del impacto de la depresión en las mujeres durante el embarazo y el año siguiente al parto, se desconoce la prevalencia de este problema a nivel mundial. La ausencia de estudios a gran escala, la utilización de muestras no representativas o la variedad de instrumentos de evaluación son sólo algunas de las dificultades para realizar una estimación precisa de la presencia de este problema.

Por este motivo, Woody y cols. (2017) han llevado a cabo una revisión sistemática, seleccionando aquellos estudios epidemiológicos con mayor rigurosidad metodológica y con muestras representativas, publicados entre 1980 y 2015 en todo el mundo. En la búsqueda realizada en las bases de datos (PsycINFO y PubMed) identificaron más de 10.000 estudios, pero solo 96 de ellos cumplían con los criterios de inclusión de la revisión, de los cuales, 60 se habían realizado en países de altos ingresos, 33 en países de ingresos medios y 3 en países de bajos ingresos.

Teniendo en cuenta estos 96 estudios, y según el metaanálisis realizado por el equipo de Woody y cols. (2017), la prevalencia de la depresión perinatal fue del 11,9%, siendo mayor en los países de ingresos bajos y medios (13,1%) frente a los países de altos ingresos (11,4%). Asimismo, los autores calcularon la prevalencia separada de la depresión prenatal y postnatal siendo del 9,2% y del 9,5%, respectivamente, en los países de ingresos altos, y del 19,2% y 18,7%, respectivamente, en los países de ingresos bajos y medios.

Por otro lado, y según el análisis de metarregresión realizado por los investigadores, se identificaron una serie de factores que pueden explicar las diferencias encontradas en las estimaciones de prevalencia de la depresión entre los estudios. Estos factores, que explican el 31% de la varianza, fueron el período evaluado (prenatal vs. postnatal), el nivel de ingresos del país (alto vs. bajo o medio), la técnica utilizada para la evaluación de la depresión (entrevista diagnóstica vs. test), el contexto en el que se realizó el reclutamiento de la muestra (servicios comunitarios vs. atención sanitaria) y su procedencia (urbana, rural o mixta).

De esta manera, la revisión sistemática de Woody y cols. (2017) proporciona una estimación actualizada de la prevalencia de la depresión durante el embarazo y el período postnatal. Los datos de este trabajo resultan de interés para mejorar el conocimiento de la presencia de este tipo de problemas y, de esta manera, poder proporcionar recursos sanitarios ajustados a las necesidades de los usuarios de los sistemas de salud.

Fuente:

Woody C, Ferrari A, Siskind D, Whiteford H, Harris M. (2017) A systematic review and meta-regression of the prevalence and incidence of perinatal depression. Journal of Affective Disorders, Volume 219, 86-92.

Artículos Relacionados
La prevención de la depresión en el proceso de embarazo y postparto - Entrevista a Mª Fe Rodríguez Muñoz
Investigadores lanzan una campaña de ayuda para desarrollar una App que prevenga la depresión perinatal
Salud mental perinatal - kit de herramientas online para profesionales sanitarios
La atención al parto normal y el papel del psicólogo - Entrevista a Diana Sánchez y Sara Jort, fundadoras de la AEPP
Las madres que no pueden disfrutar de su maternidad – Entrevista a Llüisa García Esteve, especialista en Psiquiatría Perinatal
La salud mental perinatal, durante el embarazo y posparto, es la gran olvidada de nuestro sistema sanitario - Entrevista a Jorge Osma
La depresión perinatal es un importante problema de salud pública – Entrevista a Maria Fe Rodríguez Muñoz
La maternidad: mucho más que una revolución emocional