Con motivo de la celebración del Día Mundial del SIDA, el día 1 de diciembre, el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social ha lanzado una campaña centrada en la lucha contra el estigma y discriminación de las personas diagnosticadas de SIDA, que lleva por lema "Besar, comprender, amar, disfrutar, tocar, convivir no transmite el VIH. Transmite Respeto".

En efecto, a pesar del aumento del conocimiento del SIDA y de los avances en el tratamiento de esta infección, el estigma y la discriminación se siguen situando hoy en día como uno de los mayores obstáculos para que las personas con VIH puedan disfrutar de una adecuada calidad de vida y acceder a los recursos de ayuda disponibles. El estigma y la discriminación hacia las personas que viven con VIH se manifiestan a nivel interpersonal, comunitario y social a través de numerosas actitudes y comportamientos, como la realización de pruebas de VIH sin el consentimiento expreso de la persona, el rechazo a la atención y tratamiento por motivo de esta condición o la violación de la confidencialidad.

Por este motivo la lucha contra el estigma y discriminación supone un objetivo esencial para propiciar un cambio en la calidad de vida de estas personas. Los estudios han evidenciado que el estigma relacionado con el SIDA está directamente asociado a mayor sufrimiento psicológico en las personas afectadas y a sentimientos más elevados de vergüenza, ansiedad y depresión, incluyendo la presencia de ideación suicida. En el contexto sanitario, la estigmatización realizada por los profesionales sanitarios puede suponer una importante barrera al acceso al tratamiento para el SIDA, junto con una menor utilización de los servicios especializados y una menor adherencia a la terapia antirretroviral, dando como resultado, la disminución de la eficacia de los resultados de las intervenciones sanitarias en estos pacientes. Los informes más recientes señalan que una de cada ocho personas que vive con el VIH no accede a los servicios sanitarios debido a motivos asociados con el estigma y la discriminación, lo que supone una grave violación de sus derechos humanos.

En la medida en que los mitos y la información errónea aumentan el estigma y la discriminación en torno al VIH y el SIDA, el Ministerio de Sanidad pretende, a través de esta campaña, concienciar a la población sobre este problema, en el marco del compromiso del Gobierno hacia la eliminación de todas las barreras para la prevención y tratamiento del VIH, que aparece recogido en el Pacto Social por la No Discriminación y la Igualdad de Trato asociada al VIH adoptado el pasado año.

Más información en:

Ministerio de Sanidad

Artículos Relacionados
Nuevos materiales del juego online para la prevención del VIH: Trivihal positivo
Trivihal positivo, juego online para la prevención del VIH
VIH, discriminación y derechos
La labor de los psicólogos, imprescindible para el logro de los objetivos de la ONU
El 50% de las personas con VIH se queja de alteraciones cognitivas