Las mujeres se están sufriendo mayores estragos con la pandemia del COVID-19. Además de estar expuestas a un mayor riesgo de infección que los hombres (puesto que las mujeres constituyen el 70% de los profesionales sanitarios que trabajan en la primera línea contra la enfermedad), la situación de confinamiento ha acrecentado la violencia doméstica y ha aumentado la inseguridad laboral y la pérdida de empleo en este grupo. Esta es la situación que retrata el nuevo informe de la Organización de Naciones Unidas (ONU), que lleva por título Mujeres del Mundo 2020.

En el texto se analiza el estado de la igualdad de género en el mundo, a raíz de los últimos acontecimientos que han caracterizado la pandemia por COVID-19 a nivel mundial. Se trata de un análisis de la situación que se viene repitiendo cada 5 años para evaluar los progresos alcanzados y proponer recomendaciones de acción, en relación con los compromisos asumidos en la Plataforma de Acción de Beijing hace 25 años, relacionados con la promoción de los derechos de las mujeres en el mundo.

Fuente: www.pexels.com Artista:
Anna Shvets Fecha descarga: 03/09/2020

Específicamente, el nuevo informe Mujeres del Mundo 2020 incluye diferentes testimonios de mujeres, y ofrece una evaluación del progreso hacia la paridad de género en seis ámbitos: población y familias; salud; educación; empoderamiento económico; poder y toma de decisiones; y violencia contra la mujer y la niña. Asimismo, dentro de cada uno de estos ámbitos, se analiza específicamente el impacto de la COVID-19 para este colectivo.

Los resultados del análisis revelan que la meta hacia la igualdad de género, contemplada también dentro de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, está aún muy lejos de alcanzarse y que, además, la pandemia de COVID-19 ha supuesto un claro retroceso en este camino, evidenciándose un aumento de la violencia de género y un estancamiento en el progreso hacia la paridad de género. Es más, según los expertos de la ONU, solo se han logrado avances modestos en términos de derechos de las mujeres y empoderamiento económico, mientras que, en relación con los indicadores de empleo y violencia doméstica, la situación no ha mejorado desde el primer informe hace 25 años.

En un comunicado de prensa, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, ha avanzado que "ningún país ha logrado la igualdad de género y la crisis del COVID-19 amenaza con erosionar los limitados logros que se han alcanzado". Aunque todavía no se disponen de datos sólidos sobre el impacto de la pandemia en la situación de las mujeres, los últimos resultados revelan que el 18% de las mujeres está sufriendo violencia física o sexual, y “existen razones para creer que es probable que la pandemia aumente el riesgo de que las mujeres experimenten diferentes formas de violencia, específicamente la violencia doméstica de la pareja íntima en los últimos meses”, ha añadido.

Asimismo, los expertos señalan con preocupación que los avances alcanzados en materia de educación de la mujer no se han materializado en una mejora en su bienestar profesional y económico. De hecho, aunque el número de niñas que actualmente acceden a la educación primaria y secundaria es igual que el de los niños, menos de la mitad de las mujeres tienen un empleo remunerado frente al 75% de los hombres.

En definitiva, el informe llama la atención de los gobiernos hacia la inversión de mayores esfuerzos que garanticen la promoción de los derechos de las mujeres, el empoderamiento de las mujeres y las niñas y la igualdad de género en la comunidad mundial.

Se puede acceder al informe en el siguiente enlace:

World’s Women 2020

Artículos Relacionados
La iniciativa Spotlight, la nueva campaña de la UE y la ONU para erradicar las formas de violencia contra la mujer
Guía de la ONU para abordar el discurso de odio relacionado con el COVID-19
La ONU pone de relieve la importancia de la Salud Mental en todas las políticas de los Gobiernos
La ONU realiza un llamamiento para garantizar los derechos humanos durante la pandemia