La educación emocional se entiende como un proceso educativo, continuo y permanente, que pretende potenciar el desarrollo emocional como complemento indispensable del desarrollo cognitivo, constituyendo los dos, elementos esenciales del desarrollo de la personalidad integral. Por ello, se propone el desarrollo de conocimientos y habilidades sobre las emociones, con el objetivo de capacitar a la persona para afrontar mejor los retos que se plantean en la vida diaria e incrementar el bienestar personal y social.

El desarrollo de las competencias emocionales requiere una práctica continua, de modo que es fundamental iniciar la Educación Emocional en los primeros momentos de la vida y mantenerla a lo largo de todo el ciclo vital. A este respecto, los centros escolares tienen un papel clave en la promoción de la implementación de programas universales de educación emocional y su integración transversal en la dinámica escolar.

Con esta introducción, se presenta el programa 1, 2, 3, emoció!, un programa orientado a la promoción de la salud y prevención de conductas de riesgo mediante el desarrollo de competencias emocionales.

 

La iniciativa -basada en el programa Excellence and Enjoyment: social and emotional aspects of learning (SEAL) del UK Departament for Education and Skills (2005)-, está dirigida a niños y niñas escolarizados en el segundo ciclo de educación infantil (3 a 5 años), planteando actividades a desarrollar a lo largo de todo el curso escolar, principalmente en el aula, por parte del profesorado, si bien también hay otras actividades dirigidas a las familias y/u otros profesionales no docentes del centro.

Tal y como señalan sus autores, la implementación de este tipo de programas de Educación Emocional en los centros educativos se ha mostrado efectiva para mejorar las habilidades interpersonales de los y las estudiantes, la calidad de las relaciones con compañeros/as y personas adultas, y las competencias cognitivas, incrementando, a su vez, la implicación escolar y la capacidad de resolución de problemas o conflictos. Asimismo, manifiestan, la aplicación de estos programas ayuda a prevenir algunos problemas de salud como los trastornos del estado del ánimo o la sintomatología depresiva, la conducta antisocial, agresiva o violenta, el acoso y el consumo y abuso de sustancias.

De ahí la importancia y necesidad de este nuevo programa que se encuentra disponible (en catalán) a través de la página Web de la ASPB o bien directamente aquí:

Dosier para la familia

Dosier para el contexto escolar

Propuesta de calendario de actividades en el aula

Artículos Relacionados
Materiales para docentes sobre educación emocional
La Educación Emocional en el ámbito educativo: prioritaria para cuidar la salud mental, según un informe
Cuento adaptado sobre psicoeducación emocional
La necesidad de incorporar la educación emocional en el currículum educativo
Guía breve de educación emocional para familiares y educadores
La Educación Emocional: una necesidad prioritaria aún ausente en los centros educativos españoles-I Estudio Nacional sobre la Educación Emocional en los Colegios en España (2021)