Recientemente se ha publicado un nuevo estudio llevado a cabo por la Unidad de Psicología Preventiva de la UCM, en colaboración con la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.

Esta investigación, que ha sido dirigida por Mª José Díaz-Aguado, cuenta con una muestra de 3.252 participantes, estudiantes universitarios de últimos años de carrera. La recogida de información se ha realizado mediante cuestionarios estructurados como mediante grupos de discusión.

Los objetivos generales de este trabajo han sido:

1. Conocer cómo es la situación actual de la juventud universitaria respecto a la igualdad y la violencia de género.

2. Conocer cuáles son las principales condiciones de riesgo y de protección respecto a la violencia de género entre esta población.

3. Saber qué acciones institucionales de lucha contra la violencia de género conocen los y las estudiantes, y cómo las valoran.

4. Conocer qué se está haciendo y qué se debería hacer desde la Universidad para avanzar más en la erradicación de la violencia de género.

5. Sensibilizar a la juventud y a la Universidad sobre su papel en la construcción de la igualdad y la erradicación de la violencia de género.

Entre las conclusiones que se presentan en el documento, destaca que a pesar de los avances, el cambio generacional detectado entre las mujeres, no es suficiente para erradicar la violencia de género. Según los datos, el 14,3% de las mujeres que están finalizando su carrera universitaria han vivido múltiples situaciones de maltrato en su pareja. Justifican, en cierto sentido, algunas opiniones sexistas y la violencia como reacción, aunque rechazan de forma casi unánime la violencia de género y la familia patriarcal.

En concreto, las situaciones de maltrato vividas por un mayor número de mujeres son: el aislamiento, el control abusivo y las agresiones verbales.

Entre las situaciones vividas en una relación de pareja, cabe destacar que:

  • El 4,37% reconoce que la ha pegado.

  • El 11,71% que se ha sentido obligada a conductas de tipo sexual en las que no quería participar.

  • Y el 10% que ha difundido mensajes, insultos o imágenes suyas por Internet o por teléfono móvil sin su permiso.

Por otro lado, se puede concluir que hay una mayor tendencia a salir del maltrato que en años anteriores, dado que en el 75% de las mujeres que han vivido una situación de maltrato, éste se produjo en una relación anterior de la que han logrado salir. Sólo el 3,91% de las mujeres que respondieron haber sufrido alguna vez maltrato psicológico y el 2,93% de quienes respondieron haber sufrido abuso múltiple, lo han vivido en más de una relación.

En cuanto a los hombres universitarios, la gran mayoría rechazan el sexismo, y sobre todo la violencia de género, aunque en menor medida que las mujeres. Aunque según los resultados, el 10,6% de los estudiantes varones reconoce haber ejercido o intentado ejercer algún tipo de maltrato sobre ellas, llegando incluso hasta golpearlas en un 4,3% de los casos.

La mentalidad “machista”, que subyace tras la violencia de género, destaca como su principal condición de riesgo también en los hombres universitarios. La prevención debe erradicar dicho problema y evaluar su eficacia en torno a indicadores fiables

Además, el estudio identifica algunas características que incrementan el riesgo de ejercer violencia machista, como son: una menor autoestima, la frecuencia con la sienten vergüenza y una mayor percepción de control.

Cabe destacar que los medios de comunicación son la principal fuente de información en el conocimiento que la juventud universitaria tiene de la violencia de género, así como de las ayudas disponibles para las víctimas. Es preciso incrementar las condiciones que favorezcan el papel de estos medios en la solución de la violencia de género, así como reducir las condiciones que la obstaculizan.

En último lugar, en el estudio se presentan los resultados de las valoraciones que hacen los estudiantes sobre las medidas institucionales sobre la violencia de género y las medidas que piensan que se deberían tomar desde la universidad para avanzar en la erradicación de la violencia de género.

Fuente:

Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad

Artículos Relacionados
Programa socioeducativo para la prevención de la violencia de género en parejas adolescentes
El COPCLM pone en marcha un proyecto de evaluación psicológica con menores víctimas de violencia de género
Guía divulgativa procesal para mujeres víctimas de violencia de género
Recursos educativos contra la violencia de género
El Instituto Andaluz de la Mujer alerta: a menor edad, más actitudes sexistas