El 68,2% de los menores de edad ha consumido alcohol en el último mes. Los adolescentes reproducen en gran medida el modelo de consumo de alcohol que perciben en los adultos de su entorno social. La sociedad debe tomar conciencia sobre esta situación: 9 de cada 10 estudiantes de 14 a 18 años opinan que es fácil o muy fácil conseguir alcohol.

Con estos alarmantes datos, el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social presenta una nueva campaña orientada a la Prevención del consumo de alcohol entre los y las menores.

Tal y como señala el Ministerio en nota de prensa, el entorno y las amistades desempeñan un rol fundamental en la adolescencia, por ello, pone de relieve una serie de estrategias dirigidas a familias, docentes, amigos, etc., entre ellas, las siguientes:

  • Tener una posición clara ante el alcohol: no se puede hablar de consumo responsable entre adolescentes, dado que  “la única conducta responsable es no beber”.

  • Dar ejemplo para prevenir y establecer normas (prohibición expresa de beber) y límites (en la hora de regreso y el manejo de dinero, por su relación con el consumo). En este punto, el Ministerio recuerda en su nota de prensa que muchos estudios científicos han evidenciado que los y las jóvenes en cuyas familias no hay normas contrarias al uso de alcohol, tienen mayor riesgo de consumirlo, que aquellos y aquellas que cuentan en su ámbito familiar con normas claras al respecto.

  • Controlar la venta y la promoción de alcohol a menores -dado que es la sustancia psicoactiva considerada como más fácil de obtener por los y las jóvenes de 14 a 17 años (el 65,1% a través de otros/as, y el 34,9% adquirida por ellos/as mismos/as)-, y apoyar leyes que protejan a los/as menores.

  • Mantener los vínculos afectivos con los hijos e hijas (pasar tiempo con ellos/as, hablarles y escucharles, prestarles atención y darles apoyo y cariño, incrementando así la capacidad de influencia).

  • Fomentar su participación en actividades positivas de tiempo libre.

  • Obtener buena información (mediante fuentes fiables y expertas), y ofrecer información veraz y objetiva a los hijos y las hijas, evitando dramatización y exageraciones, para evitar perder su confianza.

  • Darles pautas de conducta cuando les ofrezcan alcohol, enseñándoles a decir NO y a defenderse de las presiones desde pequeños/as.

  • Participar en actividades preventivas, por ejemplo, desde el centro educativo, mediante programas de prevención de consumo de alcohol y otras drogas.

En el marco de esta campaña, el Ministerio de Sanidad ha lanzado también un vídeo para concienciar sobre la relevancia de educar, informar y prevenir a niños, niñas y adolescentes sobre el consumo de alcohol, y que se puede ver a través del siguiente enlace: https://youtu.be/d_B6xcbk8SQ?list=PLkq7R7IpXHhVFQMOtBWY54K_WXIG_aM0s

Fuente: Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social

Artículos Relacionados
¿Qué es y qué efecto tienen el alcohol y el tabaco? Nueva guía CEAPA
Nueva campaña de la CEAPA contra el consumo del tabaco y el alcohol en adolescentes
Guía para prevenir el consumo de alcohol y tabaco desde la perspectiva de género
Los hipnosedantes siguen siendo la tercera sustancia con más prevalencia en España-nueva encuesta EDADES
Relación entre el alcohol y la salud, según la OMS